Miércoles, 19 de Febrero de 2020
Cargando reproductor ...

Ver todos los vídeos

Protocolo Adicional a la Convención Interamericana sobre Exhortos o Cartas Rogatorias

Materia: 
Asistencia Jurídica

ADOPTADA EN: Montevideo, República Oriental de Uruguay

FECHA DE ADOPCIÓN: 08/05/1979

CONF/ASAMB/REUNIÓN: Segunda Conferencia Especializada Interamericana sobre Derecho Internacional Privado

ESTADOS PARTES: Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Ecuador, El Salvador, Estados Unidos, Guatemala, México, Panamá, Paraguay, Perú y Venezuela.

ENTRADA EN VIGOR: desde el 12/02/1980. Aprobada mediante Decreto-Ley nº 14.953 de 12/11/1979.

DEPOSITARIO: Secretario General de la OEA

RATIFICACIÓN POR URUGUAY: 12/02/1980

RESERVAS/ DECLARACIONES/ENMIENDAS/ENTENDIMIENTOS:

* Declaración:

"Alcance que le otorga al Orden Público:

 

La República Oriental del Uruguay manifiesta que ratifica de modo expreso la línea de pensamiento sostenida en Panamá --CIDIP-I-- reafirmando su acendrado espíritu panamericanista y su decisión clara y positiva de contribuir con sus ideas y su voto, al efectivo desenvolvimiento de la comunidad jurídica.

 

Esta línea de pensamiento y conducta ha quedado patentizada en forma indubitable con la ratificación sin reservas por parte del Uruguay de todas las Convenciones de Panamá aprobadas por Ley Nº l4.534 del año l976.

 

En concordancia con lo que antecede, la República Oriental del Uruguay da su voto afirmativo a la fórmula del orden público, sin perjuicio de dejar expresa y claramente señalado, de conformidad la posición sustentada en Panamá, que, según su interpretación acerca de la prealudida excepción, ésta se refiere al orden público internacional, como un instituto jurídico singular, no identificable necesariamente con el orden público interno de cada Estado.

Por consecuencia, a juicio de la República Oriental del Uruguay, la fórmula aprobada comporta una autorización excepcional a los distintos Estados Partes para que en forma no discrecional y fundada, declaren no aplicables los preceptos de la ley extranjera cuando éstos ofendan en forma concreta, grave y manifiesta, normas y principios esenciales de orden público internacional en los que cada Estado asiente su individualidad jurídica.

Documentos: